En la cocina haitiana, se encuentra la deliciosa salsa Ti-Malice, una opción picante y llena de sabor para acompañar diversos platos. Esta salsa tradicional es versátil, ya que se puede servir caliente o tibia, y es perfecta como base de otras salsas. Es un imprescindible en la gastronomía de Haití.
Tiempo de lectura estimado : 1 Minuto, 35 Segundos
La ti malice una salsa tradicional
La ti malice una salsa tradicional

La Ti-Malice es una salsa típica de la República haitiana, elaborada con cebolla, cebollín, limón, ajo y aceite, ingredientes frescos servida con carne o con mariscos.

Una deliciosa salsa

El nombre de la salsa caliente “ti malice” proviene del “Ti” que es el diminutivo de “petit”, pequeño, comúnmente se le conoce como sòs entre los haitianos, siendo la salsa más popular y más utilizada por los emigrantes haitianos, usualmente se acompaña con pollo en salsa, carne de res, salsa de pescado, verduras y espaguetis.

Esta se ha convertido en una substancia atractiva en las comidas haitianas, las cuales con muy apetecidas internacionalmente, por lo que se incrementa el turismo en ese país atraídos por el deseo de probar estos platos.

La historia cuenta que los griegos fueron los primeros en crear muchas de las salsas, así pues, los romanos heredaron los recursos culinarios de éstos y los mezclaron con los suyos, en el continente americano las salsas tienen su origen en la cocina mexicana característica por ser una de las más ricas y creativas, donde sobresale la salsa ti-malice, procedente de Haití.

La gastronomía local

La gastronomía haitiana es similar a la del resto de países latinos del Caribe, especialmente de los países donde se habla español y francés de las antillas pero difiere en diversos puntos en sus presentaciones regionales.

Su influencia principal deriva de la gastronomía francesa, y la gastronomía africana, con modificaciones por la técnica culinaria de los nativos taínos y de los españoles, por lo que tanta diversidad dio inicio a una gastronomía extremamente variada en la comida criolla, creole, originado por dos importantes acontecimientos.

La presencia de los indios arahuacos, taínos y caribes hasta mediados del siglo XVI, y la llegada involuntaria de miles de esclavos africanos.